El padre Damián, el popular cantante que se hizo célebre en el concurso musical de ‘La Voz’ y fue uno de los treinta candidatos para representar a España en Eurovisión, ha conquistado este fin de semana a los jóvenes de la diócesis Barbastro – Monzón, que ya se cuentan como fans.
El joven malagueño acudió invitado por el obispo de Babrastro-Monzón para “montar lío” como aseguró monseñor Ángel Pérez. Y sí que lo montó. El viernes llenó el convento de las clarisas de Monzón donde se celebran, un viernes de cada mes, los encuentros de jóvenes con el obispo Noches Claras. Allí, tras relatar experiencias vitales y contar cómo le llegó la llamada de Dios a los 16 años, interpretó varios de sus temas y luego repartió junto al obispo las gorras de ‘apóstoles de calle’ con el distintivo de la diócesis altoaragonesa. Una iniciativa promovida también por el obispo junto con la Pastoral Juvenil para “demostrar que se puede creer en Dios y pasárselo bien”.

El sábado, el padre Damián trasladó su experiencia a los jóvenes de Barbastro en una conferencia en el Centro de Congresos prácticamente lleno. Después, compartió la cena con sus nuevos fans altoaragoneses y ofreció por la noche en el recinto ferial un concierto junto con el coro regional de jóvenes que nació de la JMJ (Jornada Mundial de la Juventud) y el nuevo grupo PJ de la diócesis.

Lo recaudado se destinará a través de Cáritas a El Salvador para la formación de los jóvenes de este país centroamericano.