Nuestra Cáritas desarrolla el programa de infancia con el objetivo de potenciar en el menor sus recursos personales dentro de un marco socioeducativo e integral a través de la participación en una serie de iniciativas en las que descubra sus capacidades y posibilidades, llevándolos a una integración plena. A su vez, el programa de juventud pretende apoyar y formar a los jóvenes, siendo un servicio de cara a fomentar hábitos de participación e integración social, caminando en la línea de la coordinación con entidades que trabajan en el mismo cometido.

Objetivos:

  • Lograr el pleno desarrollo del menor a todos sus niveles a través de la realización de acciones socioeducativas que fomenten su integración.
  • Crear hábitos de estudio dentro de un horario que les permita una buena organización y rendimiento escolar. Motivar el interés por los aprendizajes formales e informales.
  • Favorecer la integración y participación de cada niño, según sus capacidades y posibilidades, en grupos educativos, recreativos, culturales, deportivos, etc.,
  • Potenciar el desarrollo armónico de los distintos aspectos de la personalidad del niño/a, a través de las actividades de animación en el tiempo libre, como espacio educativo complementario a la educación formal.
  • Favorecer el cumplimiento del derecho fundamental del menor a mantener la relación con sus dos progenitores cuando se produce la separación.
  • Fomentar entre los jóvenes la conciencia hacia el voluntariado.
  • Formar en el mundo pre-laboral a jóvenes en situación de riesgo social.

Actuaciones:

 

  • Clases de refuerzo escolar e inmersión lingüística. Ofrecen un espacio donde el menor realiza sus tareas escolares, atendiéndolos de forma personalizada y acorde a su desarrollo y ritmo. Paralelamente, se les inculcan valores y normas que les ayuden a optimizar sus relaciones. Este proyecto se desarrolla en las localidades de Barbastro, Monzón, Binefar y Fraga.
  • Actividades de tiempo libre: Paralelamente al ámbito educativo se trabaja el aspecto lúdico a través de diferentes actividades combinando a la perfección la diversión con aspectos socioeducativos, utilizando el juego como instrumento integrador. Algunos ejemplos, puestos en marcha en el periodo estival son la colonia urbana desarrollada en Barbastro y el campamento diocesano que se realiza en Bruis (Valle de la Fueva).
  • Centro de atención al menor «Rafols»: Su finalidad es atender a menores procedentes de familias desestructuradas creando un medio de convivencia adecuado donde satisfagan sus necesidades cuando estas no estén cubiertas por la familia natural, así como promover su pleno desarrollo y potenciar aquellas habilidades que faciliten su integración. El centro está ubicado en Monzón y cuenta con un total de 10 plazas destinadas a menores entre los 2 y los 18 años. Ver Más
  • Punto de encuentro familiar: Espacio en el que se realiza el cumplimiento de los regímenes de visitas en casos de separación así como orientación psicosocial a las familias si procede. Ver más
  • Taller pre-ocupacional de soldadura: Realizado en Monzón, está dirigido a jóvenes entre los 12 y los 17 años que quieren iniciarse en el aprendizaje de un oficio debido a una baja motivación y rendimiento escolar. En el, además de aprender las nociones teóricas y practicas de soldadura se trabaja la adquisición de habilidades laborales.
  • Acciones de captación de voluntariado en coordinación con diversas entidades así como colaboración en actividades a nivel local.
  • Albergue juvenil en Santa María de Bruis.

Últimas noticias :

CAMPAMENTO DIOCESANO EN SANTA MARÍA DE BRUIS

Del 29 de Julio al 7 de Agosto, 31 menores y adolescentes acompañados de un equipo de 9 monitores voluntarios, van a disfrutar de un campamento lleno de diversión y aventuras. Está todo planificado para pasar unos días inmejorables; acampadas, espectáculos,...