Un año mas el Centro Ocupacional Nazaret, proyecto que depende de Cáritas Diocesana Barbastro – Monzón, continúa trabajando para mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual y/o enfermedad mental que asisten de forma diaria al centro. Con el objetivo de que estas personas logren la mayor independencia posible, se realizan diversos talleres para que adquieran una serie de habilidades sociales, laborales y de la vida diaria. Con respecto a éstas últimas, una de las actividades que se viene desarrollando desde hace años es el Taller de Cocina, cuya finalidad es fomentar su autonomía y autosuficiencia también en este ámbito. Se pretende no solo que adquieran conocimientos culinarios, aprendiendo a elaborar recetas sencillas, sino que igualmente aprendan a manejar los útiles y electrodomésticos de la cocina y tengan conciencia de la importancia de la limpieza.
En esta ocasión, tratando de que obtengan una formación más profesional, Wenceslao Rumeu Tarragó, cocinero experimentado, se ha prestado de forma voluntaria a impartir este taller en su propio restaurante (Restaurante “El Segalar”). Así pues, todos los miercoles en horario de 11:00 a 13:00 horas, el grupo de usuarios del Centro se desplaza hacia su restaurante para aprender a cocinar.
Para los participantes está resultando una actividad muy provechosa y gratificante ya que se trata de un taller muy dinámico y participativo, en el que después de elaborar la receta que plantea el cocinero, todo el grupo se queda en el Centro para saborearla.
Podemos decir que se trata de un taller ¡¡ rico, rico y con fundamento!!.